Tipos de formación online

La formación online ya es una realidad. Una metodología de estudio ideal para aquellos que por distintas razones no puedan asistir a clases presenciales. En la actualidad la oferta formativa en línea es extensa con multitud de modalidades de formación entre las que destacan el e-learning, b-learning y m-learning.

¿En qué consiste el e-learning?

La metodología de estudio e-learning busca crear un de aprendizaje online a través de herramientas para la enseñanza como aulas virtuales o intranets. Utiliza distintas plataformas que permiten estudiar en cualquier sitio. Eso sí, para ello necesitaréis de conexión a internet. En este tipo de metodología de estudio online el profesora emplea las siguientes metodologías:

  • Chats.
  • Foros.
  • Podcast.
  • Vídeos.
  • Masterclass o Webinars en línea.
  • Vídeo tutoriales.
  • Soportes multimedia para presentar las temáticas del curso (Google Docs, PDF’s, Power Point, Prezi…).
  • Bibliografía en línea.
  • Información y documentos de lectura offline escaneados.
  • Ejercicios y prácticas puntuables que sirven para la evaluación continua o a modo de exámenes.

Existen distintos tipos de evaluación para la metodología e-learning:

  • Entrega de ejercicios
  • Entrega de prácticas (como los ejercicios pero más desarrollados y que necesitan de más dedicación para resolverse)
  • Evaluación de pares (proceso mediante el cual profesores y alumnos participan en la evaluación y el trabajo del estudiante).
  • Participación en los foros de discusión creados en el propio entorno virtual.
  • Exámenes ha realizar en línea y con un tiempo determinado.
  • Cuestionarios y exámenes tipo test
  • Creación de blogs y creación de contenido relacionado con la formación online.

Los estudios que usan la metodología del e-learning suelen realizarse en entornos virtuales creados específicamente para su ejecución. Es el caso de las aulas virtuales, o intranets aunque también pueden desarrollarse utilizando las redes sociales u otros entornos web. Una de las principales ventajas del e-learning es la interacción y sinergias que se crean entre estudiantes y los mismos con los profesores. Las características de internet permiten que exista una comunicación casi instantánea en todo momento.

¿En qué consiste el b-learning?

Otra de las modalidades de la formación online es el b-learning también conocido como blended-learning. En este caso se combinan las características de la metodología e-learning con la formación presencial. Con el b-learning los alumnos acuden presencialmente a clase un determinado número de horas y el resto se realiza en e-learning. Lo normal es que el estudio online signifique alrededor del 75% en el computo global de horas del curso. En las clases presenciales se aprovecha para resolver dudas con el profesorado, realizar ejercicios y exámenes puntuables para la evaluación continuada o trabajar en grupo con el resto de los compañeros.

¿En qué consiste el m-learning?

La tercera de las modalidades de formación online recibe el nombre de m-learning o mobile-learning. De las tres es, quizás, la más reciente donde el aprendizaje se realiza a través del teléfono móvil o la tableta. Cada vez son más los centros de estudio y universidades que se suman a esta metodología de estudio en linea. Es mediante los dispositivos móviles que el estudiante accede a las distintas plataformas educativas donde se almacenan los contenidos que deberá usar para superar la evaluación y obtener el título del curso.

La principal ventaja del m-learning es que podrás estudiar y seguir el curso en cualquier lugar y cuando quieras siempre que dispongas de wifí o conexión a internet por datos.

¿Qué tipo de formación es mejor?

La pregunta del millón: ¿E-learning, b-learning o m-learning?, ¿Qué tipo de formación es mejor? En realidad no existe una respuesta categórica a esta cuestión. Dependerá de tus necesidades en el momento que decidas realizar un curso de formación online. La mejor formación será la que se adapte a tus circunstancias reales. La formación online tiene sus ventajas e inconvenientes y en no siempre es la mejor opción para todos.

El estudio online necesita disciplina siendo primordial marcarse un horario de estudio diario. La constancia se convertirá en tu principal virtud si quieres superar el curso de forma satisfactoria . No pienses que por ser online la carga lectiva o la dificultad será menor a la de cualquier curso o formación presencial. Te equivocarás y lo pasarás mal. A parte de leer, estudiar y realizar los ejercicios marcados por el profesor haciendo uso de soportes multimedia como vídeos o podcast es obligatorio presentar las prácticas en los periodos acordados. Participar en los foros y debates a lo largo del curso demostrará a los profesores que te lo tomas en serio dándote más puntos para la nota final.

Recuerda, además, que escojas la metodología que escojas deberás dominar bien las diferentes herramientas asociadas a las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) para superar y aprovechar bien el curso.

Como decíamos, dependerá de tus necesidades el apostar por una formación online, semipresencial o presencial.